Diario Popular – Julio López: el desaparecido perpetuo

Por Natalia Arenas

“En el cielo nos vemos” es un recorrido riguroso y por momentos revelador de los últimos días de López y de las semanas, los meses y los años que le siguieron a esa, su segunda desaparición. Miguel Graziano cayó en la cuenta de que el ahora protagonista de su libro no sólo había sido desaparecido por la Dictadura y, por segunda vez, en Democracia, sino que también se esfumaba de los medios, de la Justicia y de la agenda política. Por eso decidió contar a López, para apostar a que “el viejo” vuelva a estar entre nosotros.

Julio López: el desaparecido perpetuo

Contar los motivos por los que Jorge Julio López fue secuestrado, torturado y desaparecido en 1976, seguramente sea similar a contar, detalles más, detalles menos, la historia individual de cada una de las miles de víctimas del mentiroso “Proceso de Reorganización Nacional” que fue, en realidad, la feroz última dictadura que vivió la Argentina. La del ’76 fue la primera desaparición de López.

Sin quitarle magnitud a ese primer hecho que lo convertiría en testigo clave de la causa contra el ex comisario de la Policía de la provincia de Buenos Aires Miguel Ángel Etchecolatz, acaso la segunda desaparición de López sea aún más atroz. No sólo por la reincidencia, ni porque pasaron 6 años y medio y López no aparece, sino por un factor fundamental: esta segunda vez, desapareció en democracia.

A los 77 años y contra la voluntad de su familia, López decidió convertirse en testigo yquerellante en la causa que se le seguía a Etchecolatz por su responsabilidad en los secuestros, las torturas y desaparición de personas  en al menos 29 centros clandestinos que integraban el denominado “Circuito Camps”. Su testimonio fue fundamental y contundente, pero nunca pudo ver la sentencia. El 18 de septiembre de 2006, el día que condenaron al represor Etchecolatz a reclusión perpetua, a López se lo llevaron. Y no volvió nunca más.

Leé la nota completa:  http://ow.ly/nlWwx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *